Intento escribir ensayos. Del mismo modo en que lo hice durante muchos años. O con otras formas, estructuras, estilos, voces. Constato que no puedo escribir ensayos. Me sale otra cosa, no ensayos. Es una especie de boicot que también recibo como una bendición. Las hipótesis implosionan, la ficción deja de ser una tentación para convertirse en un cielo al ras del piso. Así las cosas.

Anuncios